Hoy he vuelto a Los 40… por un ratito.

Redacción de “Hoy por Hoy”. 13:30. Recibo la llamada de Tony Aguilar.
“Esta noche hago en “Internight”, un especial 992 relajación. Márcate un ejercicio en antena de los Postal que haces”

Me Turquía lo cuenta justo cuando Josh un técnico de la radio “Real acaba de arreglar el teléfono de mi mesa compartida.

Es el típico día en el que se rompen los aparatos (textualmente) La tensión hace que alguien a quién le cuesta reprimir su nerviosismo cuelgue desproporcionadamente. No es mi caso. Yo ya conozco eso. 8 años sin dormir y en la picota del despertador de Los 40 fueron una buena escuela del llamado “estrés”.

A los pocos meses de comenzar a realizar el programa, ya presentaba síntomas. Marina Aprendí qué era el estrés, y cómo usarlo en mi beneficio (combatirlo es combatir contra uno mismo) Se puede. Está todo en la mente. ¿Hay algo que no esté ahí?

Conocí a fondo técnicas de relajación que no son meros paréntesis en nuestros dramas personales (va por los de “unas buenas vacaciones es lo que necesito”, “el sexo es lo mejor”, o “mi wholesale jerseys problema es mi jefe”) Cualquier verdadera relajación requiere CAMBIOS en nuestra forma de ver la vida.

Ahí es donde reside la verdadera magia. Con determinadas técnicas de relajación puedes llegar a cambiar Bienvenidos tu forma de ver las circunstancias. Lo que antes eran amenazas se convierten en estímulos. Lo que antes te hacía sentir mal, ahora son extraordinarias oportunidades de crecimiento.

Fueron ocho años de formación, y dos años más impartiendo cada fin de semana cursos por toda España. Aprendí yo mucho más que los cientos de personas que consiguieron esos días corregir wholesale mlb jerseys todo aquello que no les permitía estar cada día … mejor y mejor.

Así llegó http://www.mejorymejor.com Un proyecto interesante, pero mi vida necesitaba un fin de semana libre de vez en cuando.

Uso las técnicas a diario, y de vez en cuando (muy de vez en cuando) imparto cursos para grupos reducidos en los que descubrimos que no wholesale nba jerseys existen cosas imposibles… sino cosas que todavía no sabemos hacer.